Fuga

Desde la ventana de mi habitación puedo ver las montañas de la Sierra, majestuosa ella, que van surcando el horizonte de un punto de mi vista hasta el otro. Cortan el Oeste y cabalgan hacia el Norte, que desde aquí se me antoja misterioso y fantástico, como de cuento, lejano  y lleno de otras historias; distinto.

Lo que hay de por medio es un campo ibérico de dorados, que anuncian otro verano justiciero, y de verdes cansados y vencidos por las estaciones que sólo pueden pertenecer a olivos y encinas, ¿qué si no?, árboles que son la más pura personalidad de esta tierra.

El cielo es inamoviblemente azul. En días como estos, tan claros y despejados que parecen perfectos, es también eterno. Parece que nunca podrá cambiar. En realidad siempre es así, incluso cuando no lo podemos ver por la espesa manta de nubes de tormenta, por encima siempre es azul, eternamente.

Pero lo admiro todo desde esta ventana, porque la vida me encadena. Verlo todo desde la distancia también me hace ajeno a todo ello, como si no perteneciese a ese retrato. También me hace consciente de la fugacidad, la brevedad, la efimeridad de todo, de estos días, de la primavera, el verano, el invierno; de la dureza de la vida, el dolor, los obstáculos. Es una ilusión que pasa. También pasa.

Un día dentro de incontables años, incluso esta Sierra desaparecerá. Este campo dejará pasó a otro, con otros colores y otros árboles. Y esta tierra cambiará. Lo único que permanecerá será el cielo, el sol, el viento, la lluvia, esos espíritus que son de esta tierra y sólo de ésta, los verdaderos dioses que la gobiernan y esculpen.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s